El 26 de mayo de 2021 ganamos el caso climático contra Shell. El juez dictaminó en esta demanda que Shell debe reducir sus emisiones de CO2 en un 45% con respecto a 2019. Es la primera vez que se exige un cambio de política a una empresa contaminante en lugar de una compensación. Nunca antes en la historia un juez había dictaminado que un contaminante importante debiera alinear sus planes con el acuerdo climático de París. Grupos de todo el mundo pueden utilizar este manual para demandar a los grandes contaminadores en su propio país.

En el manual “Cómo derrotamos a Shell” Milieudefensie/Amigos de la Tierra Países Bajos describe cómo llevaron al gigante petrolero Shell a la corte y ganaron. 

Este informe también está disponible en el sitio web de Milieudefensie.